Cargando...
Sociedad
23 Feb 2020

Energías renovables: ¿Podemos salvar el planeta?

En los últimos diez años se hizo evidente que el cambio climático no era sólo una teoría. Entre incendios, inundaciones, derretimientos y otros síntomas de la crisis climática, los Licenciados Olocco y Lohigorry explicaron a Castelar Digital cómo aplicar cambios de hábitos y eficiencia energéticas en nuestras casas para marcar la diferencia.
Selvas, bosques, plantas y troncos, cedieron al paso de los años, que se transformaron durante siglos, y se compactaron. La presión de los sedimentos y millones de vueltas alrededor del sol transformaron esos restos orgánicos en carbón. Hasta que llegó el humano, lo extrajo de las entrañas de la tierra y en un instante lo incineró en una central termoeléctrica para generar energía, para iluminar una vivienda. Para volver a tener ese carbón nuevamente habría que esperar millones de años, lo que lo cataloga como un recurso no renovable. Con el petróleo y otras fuentes de energía sucede algo similar. Su escasez, su difícil extracción y su masivo consumo los transforman en insumos costosos. Además son muy poco amigables para todos los ecosistemas y un día se agotarán haciendo colapsar todo el sistema. Existen otras fuentes de energía que son limpias, más simples, con un mínimo costo y están en todo el planeta. El sol, el viento, los ríos, son fuentes de energía renovables y podrían ser la respuesta para salvar al planeta de la crisis climática que atraviesa.
 

 

“Todas las energías renovables están relacionadas al sol”

 

Ichi Olocco y Agustín Lohigorry son miembros de Ingeniería sin Fronteras Argentina y se dedican, entre otras temáticas, a entender y difundir las Energías Renovables. Explicaron a Castelar Digital cómo se podría salvar al planeta, o al menos combatir la crisis climática que atraviesa el globo, cambiando hábitos, costumbres y consumos en cada hogar con conciencia ecológica. “La energía es lo que nos permiten llevar adelante las actividades propias de la sociedad actual. Las energías renovables son las que se generan con fuentes renovables, es decir, que no se agotan. Todas las renovables están relacionadas al sol, ya sea la energía eólica, que proviene del movimiento del viento que se inicia con el calentamiento de masas de aire por parte del sol, o la energía hidráulica del mar y los ríos, que también responde al sol que es el responsable de iniciar el ciclo del agua, o directamente la energía fotovoltaica, transformando la energía del sol en electricidad, o solar térmica para calentar agua y aire, entre otras”, explicó Lohigorry.
 

“Para implementar energías renovables se necesitan fuentes no renovables”

 

“Las energías no renovables, las que más se utilizan hoy en día, son de origen fósil. El gas, el petróleo, el carbón son fuentes que no se pueden renovar. Quizás en su momento fue una gran cantidad de biomasa: peces, plantas, océanos enteros enterrados. Son procesos que llevan millones de años y no se pueden reproducir, eso no lo podemos renovar con la velocidad que necesitaríamos. Igualmente, más allá de su finitud, el principal problema reside en que al combustionar estas fuentes fósiles para transformarlas en otro tipo de energía estamos liberando gases de efecto invernadero, que calientan el planeta a un ritmo y cantidad que está ocasionando impactos drásticos en el clima. La gran ventaja que han ofrecido estas fuentes no renovables desde la Revolución Industrial fue proveer a la humanidad de enormes cantidades de energía, a un costo aparentemente bajo, sin considerar su impacto, y que era posible utilizarla donde uno quiera y cuando uno quiera. Aún esto es algo que con las fuentes renovables no ocurre, debido a su intermitencia natural y dependencia de la ubicación. Ante los problemas que conllevan la utilización de energías no renovables, la opción es el uso de las energías que están siempre, que no se van a agotar, hay que aprovechar el sol y el viento. Lo importante es entender que se dice renovable y sostenible, ese sostenimiento necesita fuentes no renovables, porque vos para hacer un panel solar necesitas minerales que se obtienen de fuentes no renovables. Entonces la energía renovable por el aprovechamiento de los recursos es renovable, pero toda la infraestructura que requiere, necesita de energía no renovable. La idea es cómo hacer para aprovechar los recursos no renovables lo más rápido posible antes de que sea tarde. Esto se denomina ‘Transición Energética’ y es lo que estamos transitando. La minería, el transporte de mercaderías vía camiones y barcos, los grandes procesos industriales como la producción de cemento y otros  requieren combustibles fósiles, no siendo posible aún hoy a esa escala utilizar otra fuente hasta que tecnológicamente se resuelva”, señaló el vecino.
 

“Existe ya una conciencia creciente de que estamos haciendo algo mal en el planeta mucho más rápido de lo que creíamos”

 

Los masivos incendios en la selva amazónica, los incendios voraces en Australia, los derretimientos de glaciares en los círculos polares y hasta el achicamiento de las barreras de hielo en la Antártida son síntomas de la gravedad que atraviesa el clima en todo el planeta. El fantasma que hasta hace unos años se llamó cambio climático, hoy se considera crisis climática. Afecta a todos los habitantes del planeta quienes, con mayor o menos culpa, son responsables de los sistemas que llevaron a tal daño. “Existe ya una conciencia creciente de que estamos haciendo algo mal en el planeta mucho más rápido de lo que creíamos y con un impacto mucho más grande de lo que creíamos. Eso tiene que ver con nuestra forma de vida, la manera en que consumimos en general y como producimos la energía en particular. Podemos armar un esquema con un sistema de consumo, desde la revolución industrial existe un vínculo entre la cantidad de población, la economía y los recursos. Es un motor virtuoso porque se acelera pero con una inercia que no se puede parar, es un sistema que demanda energía y recursos y los está consumiendo de manera no sostenible, no se puede regenerar a la velocidad en que consume. La aplicación de energías renovables es una de las herramientas útiles para empezar a transformar ese impacto que tenemos en nuestra forma de vida, que es cómo generamos energía, que es el principal responsable del cambio climático”, destacó el especialista.  

Olocco y Lohigorry son Licenciados en sistemas, “cabeza de monitor” tal como se identificaron, pero siempre sintieron curiosidad por las energías renovables. Por medio de cursos, post grados y talleres, lograron especializarse en las herramientas que buscan cambiar el sentido de la historia ecológica de la especie humana. Hace años integran la organización Ingeniería sin Fronteras, en su sede en Argentina, y se dedican a enseñar a distintas comunidades como generar cambios en los hábitos que facilitan la implementación de energías renovables y el cambio de conciencia sobre el consumo de las fuentes fósiles. Por medio de un acuerdo entre Ingeniería sin Fronteras y la Universidad Nacional de La Matanza, dictan una Diplomatura en Energía y Desarrollo Sostenible que ya lleva más de cinco años generando concientización. “La Diplomatura dura 5 meses, con 20 encuentros, uno por semana en las aulas de la UNLaM. Los talleres prácticos son cuatro, se realiza uno por mes y también se visitan instalaciones donde se puede ver todo en funcionamiento. Es uno de los pilares de la diplomatura poner ‘manos en la masa’”, explicó Olocco a este medio y completó, “además de los módulos de energías o los más relacionados a la ingeniería, se le da un enfoque social y se ven los proyectos que lleva adelante Ingeniería sin Fronteras.  Los participantes aprenden a encarar proyectos sociales. Al finalizar la diplomatura, los alumnos tienen que presentar un proyecto social o una capacitación de lo que hayan aprendido del curso. La idea es que cuanta más gente conozca de energías renovables mejor es para todos”.

Ingeniería sin Fronteras lleva delante de manera independiente, y sustentado por sus 236 voluntarios, proyectos de impacto social pero con conciencia ecológica y desarrollo comunitario en distintas regiones de todo el país. Destacan la construcción de un puente en el arroyo Las Piedras en Florencio Varela, la construcción de una pileta comunitaria en Bernal y la construcción e instalación de equipos solares y de biomasa para calentar agua en Colonia Dora, Santiago del Estero, entre muchos otros. Estas propuestas se transformaron en ejemplos inspiradores para los alumnos de la diplomatura que dictan en la UNLaM y muchos llevaron adelante proyectos similares en sus propias comunidades: “en 2017 un grupo tenía dos chicos que eran maestros mayor de obra. Conocían un comedor y propusieron como proyecto social mejorar la cocina de ese comedor, lo que incluía construir la mesada, bacha, alacena… que todo sea lindo, cómodo y funcional. Y dentro de esa transformación la implementación de una ‘cocina rocket’. Es una cocina que no necesita gas y es de cocción eficiente. Se alimenta de madera, leña, ramitas, cajón de verduras, y la energía de esa madera que se quema se transfiere muy eficientemente. Es una cocina Institucional porque sirve para calentar una olla, para que coma mucha gente. Para un comedor es un sistema óptimo”, narró Olocco.
 

“Está buena la conexión de proyectos que tienen que ver con la salud y hábitos”

 

“A medida que avanzaron los cursos se fueron haciendo cada vez más personales y menos técnicos. Las exigencias y expectativas de los asistentes fueron pasando de lo técnico o laboral a una esfera superior, más en lo personal y referida a los valores y a la conciencia creciente. El año pasado en un taller de solar térmica vimos como secar alimentos. Había un grupo en el que estaban padre e hijo y por problemas de salud debían secar los alimentos y se habían comprado un equipo de energía eléctrica pero era costoso. Al ver este taller y ese problema se les ocurrió hacer uno con energía solar, muy económico. Fue un proyecto muy bueno, y se hizo con un sistema dual, uno directo y otro indirecto. El directo pones directamente el alimento en el lugar donde se recibe la energía solar, se calientan y se secan. El indirecto consta de un espacio que se encarga de calentar aire y otra en donde pones los alimentos y usas ese aire caliente para secarlos. Es la aplicación de la energía renovable en lo cotidiano, en conseguir tus propios alimentos sin usar otra energía que la que proviene del sol. Lo importante del caso de salud era mantener las propiedades del alimento al ser secado a baja temperatura. Está buena la conexión de proyectos que tienen que ver con la salud y hábitos, alimentarse de otra forma y que la energía renovable se transforme en una alternativa”, destacó Lohigorry.

En casa se pueden también aplicar técnicas para aprovechar las energías renovables. O bien implementar cambios en los hábitos para consumir lo menos posible las fuentes no renovables: “hay muchas acciones en lo cotidiano. Por ejemplo, tener bien aisladas las ventanas, los burletes, para no perder calor. La diferencia está en cómo generas la energía para calefaccionarte y cómo la mantenés en tu casa. También influyen las luces que te olvidas prendidas o si las remplazas por led que consumen muchísimo menos y ahora están más accesibles. El control sobre el uso del agua, cerrar las canillas y reparar aquellas que pierden. Construir las casas con alero para que el sol no incida de manera directa y tener que refrigerarlas menos. No usar el aire a una temperatura muy baja y después taparte. Son muchas las herramientas para minimizar el consumo de energías no renovables”, finalizaron los especialistas.

En Castelar cada vez más se ven en algunos techos los termotanques solares que aprovechan el sol para calentar el agua o incluso paneles solares para captar del sol la energía eléctrica para algunos de sus componentes. Todavía son los menos, pero de a poco se va instalando la conciencia de que el cambio climático no era un cuento y está en cada uno de los habitantes hacer algo para revertir la crisis que afecta a todo el planeta.

Entrevista: Gabriel Colonna
Redacción: Leandro Fernández Vivas

Tendencias

  • Artistas
  • Comercios
  • Agenda
  • Delivery
  • Talleres
  • Farmacias
  • Fotos
  • Publicidad
  • Ocio

Artistas

Marisa Alonso

Artista Artesana

Ciudad natal:

Último trabajo:

Próx. evento:

Instagram: Ir al perfil

Betty Siri

Maestra Artesana

Ciudad natal:  

Último trabajo:

Próx. evento:

Instagram: Ir al perfil

Javier Alejandro Buján

Músico

Ciudad natal: Morón

Último trabajo:

Próx. evento:

Instagram: Ir al perfil

Inés Bombara

Narradora Oral

Ciudad natal:

Último trabajo:

Próx. evento:

Instagram: Ir al perfil

Helena Okomski

Escritora

Ciudad natal: Saint Neots

Último trabajo: Shalko

Próx. evento:

Instagram: Ir al perfil

Hernán Sánchez

Cantautor

Ciudad natal: Castelar

Último trabajo: Las cosas que extrañas

Próx. evento:

Instagram: Ir al perfil

Walter Soria

Cantautror y guitarrista

Ciudad natal: Bs. As.

Último trabajo: Fluir

Próx. evento:

Instagram: Ir al perfil

Jorge Colonna

Escritor

Ciudad natal: Capital Federal

Último trabajo: Soy Yurik

Próx. evento:

Instagram: Ir al perfil

Proyecto Oeste

Grupo Musical

Ciudad natal: Castelar

Último trabajo:

Próx. evento:

Instagram: Ir al perfil

Gustavo "Pipo" Nazaro

Luthier

Ciudad natal:  

Último trabajo:

Próx. evento:

Instagram: Ir al perfil

Cristián García Zárate

Retratista

Ciudad natal: Capital Federal

Último trabajo:

Próx. evento:

Instagram: Ir al perfil

Viviana Scaliza

Cantante

Ciudad natal: Moreno

Último trabajo:

Próx. evento:

Instagram: Ir al perfil

Haydée Piteo

Arista Plástica

Ciudad natal:  

Último trabajo:

Próx. evento:

Instagram: Ir al perfil

Tony Balver

Músico Saxofonista

Ciudad natal: Tucuman

Último trabajo:

Próx. evento:

Instagram: Ir al perfil

Gabriel Colonna

Fotógrafo

Ciudad natal: Castelar

Último trabajo:

Próx. evento:

Instagram: Ir al perfil

Florencia Bonet Xicoy

Pianista

Ciudad natal: Ituzaingó

Último trabajo:

Próx. evento:

Instagram: Ir al perfil

Hernán "Budapest" Marino

Artista plástico

Ciudad natal: Castelar

Último trabajo:

Próx. evento:

Instagram: Ir al perfil

Ana María Oddo

Narradora Oral

Ciudad natal: Capital Federal

Último trabajo: 07 / 12 / 2019

Próx. evento:

Instagram: Ir al perfil

Galería: Reserva Natural Urbana Castelar

Reserva Natural Urbana ubicada en las calles Prudan y Arena, en Castelar sur
Reserva Natural Urbana ubicada en las calles Prudan y Arena, en Castelar sur
Reserva Natural Urbana ubicada en las calles Prudan y Arena, en Castelar sur
Reserva Natural Urbana de Castelar